Media veda

La media veda es el periodo cinegético de 15 a 21 días hábiles de caza distribuidos de forma variada según provincias. Sus fechas no son fijas, comprendidas entre el segundo domingo de agosto al tercer domingo de septiembre.

Dentro de la media veda, las especies que pueden ser cazadas son la codorniz, tórtola común, palomas torcaz, urraca, grajilla, corneja zorro y en algunos cotos el conejo.

Es necesario, por tanto, que el cazador conozca cuales son las diferencias visibles entre las distintas aves, sus colores, sus tamaños, forma de levantar el vuelo, etc. Ya que se podría matar alguna especie no autorizada.

Las modalidades empleadas en la media veda son: al salto, en mano y en puestos fijos al paso. Dependiendo de la modalidad se emplearán perros o no, en el caso de emplear serán generalmente perros de pluma, siendo igual de validos los podencos.

La munición a utilizar variara dependiendo de la especie, de la modalidad y de las circunstancias puntuales de la jornada y lugar.