Podenco andaluz

CLASIFICACIÓN F.C.I.: Grupo V Perros tipo Spitz y tipo primitivo Sección 7 Tipo primitivo – Perros de caza. Sin prueba de trabajo

Origen: España

Historia

El podenco andaluz es originario de Andalucía. Es 1982 cuando se afianza su nombre tras pasar por diferentes denominaciones. Son perros similares a otras razas ibéricas como el Podenco Ibicenco, el Podenco Portugués, el Podenco Canario, el Maneto y el Podenco Orito Español. En la Península Ibérica hay pinturas rupestres antiguas, existiendo la creencia que dice que los podencos fueron introducidos en la Península por los fenicios a través de sus colonias. Diversos estudios genéticos realizados en los últimos años han venido a concluir que contrariamente a la extendida creencia de que el podenco es un tipo de perro primitivo importado hace unos 3.000 años.

A pesar de ser una raza autóctona y antiquísima, no fue hasta 1990 cuando entró en el mundo de la cinología oficial, con la formación del club de la raza. Fue englobada dentro del Grupo V Perros tipo Spitz y tipo primitivo, Sección 7 Tipo primitivo – Perros de caza. La raza no está reconocida por la FCI ni por ninguna otra asociación cinológica de carácter internacional dada la gran cantidad de coincidencias con el estándar del podenco portugués, que provocan la duda de que se traten o no realmente de razas distintas

Carácter

El podenco andaluz es un perro de gran inteligencia y nobleza. De temperamento es muy fuerte, sin embargo se muestra sumamente sociable y cariñoso. Siempre esta en alerta y es de fácil adiestramiento, obediente, leal y sumiso al amo.

podenco andaluz

Es un perro de carácter vivo y equilibrado, cuyo cobro es innato. Suelen a aprenderse el cazadero de memoria en cuanto lo recorren un par de veces. Es rápido para cazar, con un gran olfato y resistente al cansancio, no se amedentra ante nada, metódico y rápido en la búsqueda, con un latir alegre tras la pieza, tanto en la caza mayor como en la menor, siendo un excelente cobrador de pelo u pluma, ya sea en agua o terreno accidentado.

Utilización para la caza

Esta raza destaca por su gran rapidez y su envidiable olfato, características que unidas a su increíble resistencia le convierten en un perro indispensable para cualquier cazador. Su caza es muy característica puesto que es capaz de rastrear al mismo tiempo que correr. Válido para levantar la caza.

Piezas de caza: destaca su gran versatilidad en la caza, donde se muestra capaz de realizar con éxito desde la búsqueda del conejo y liebre hasta el duro agarre del jabalí; pasando por el cobro de patos en el agua, y la caza de perdices y codornices.

Características físicas

El perro podenco andaluz es un perro armónico, compacto, muy rústico y bien aplomado, de cabeza mediana, bien proporcionada y fuerte. De pecho profundo y fuerte. Cuello: musculado. Cola arqueada en forma de sable la longitud no debe superar el corvejón, de inserción baja.

  • Ojos: redondeados de tamaño pequeño de color marrón.
  • Orejas: de inserción media, con amplia base levantadas cuando esta en atención de forma triangular.
  • Trufa: redondeada de tamaño medio color miel.
  • Extremidades: de grosor medio, bien aplomadas, con fuerte musculatura.
  • Color del pelo: es blanco o canela, o ambos colores.
  • Peso: talla grande: 27 kg + – 6 kg, talla mediana: 16 kg +- 6 kg y talla chica: 8 kg + – 3 kg.

En el podenco andaluz se distinguen tres tamaños y tres tipos de pelo, factores cuya combinación pueden originar hasta nueve variedades distintas. Teniendo en cuenta el tamaño las variedades son:

  • Podenco andaluz grande ( Machos: 54-64 cm Hembras: 53-61 cm)
  • Podenco andaluz mediano (43-53 cm Hembras: 42-52 cm)
  • Podenco andaluz chico (Machos: 35-42 cm Hembras: 32-41 cm)

Si consideramos el distinto tipo de pelo, tenemos las siguientes variedades:

  • Podenco andaluz de pelo cerdeño (duro y largo).
  • Podenco andaluz de pelo sedeño o largo (sedoso y largo).
  • Podenco andaluz de pelo liso o corto (corto y fino).